9 de junio de 2010

APFELSTRUDEL, APPEL STRUDEL (o como sea)

apfelstrudel
Receta de Apfelstrudel

Tú tecleas "appel strudel" en el Google y te aparecen 487.000 entradas. Qué perezón. Al final va a ser más rápido cuando llamabas por teléfono a tía Epifania, que había estado, medio de emigrante, medio de exiliada, en Alemania y cocinaba como los ángeles (como los que cocinen bien, que seguro que hay ángeles que van todos los días a casa de la Virgen, santa Madre, con un tupper a ver qué pillan) y te dictaba la recetilla por teléfono en un momento. Bien es verdad que luego te intentaba convencer para que hicieras apostasía o envenenaras a algún obispo de los que iban a comer al restaurante en el que trabajabas (era un poco anticlerical) y la conversación se alargaba algo más. Pero aún así acababas antes. Pero vamos, que ya puestos, lo más práctico en estos casos es la cocina impostora. Te inventas la receta y se acabó. Y sorprendentemente a veces, como en esta ocasión, la cosa queda de lo más conseguida. Diría que de milagro, pero como aseguraba tía Epifania los milagros son la forma que tiene Dios de intentar convencernos de que existe. Y yo no pico.
.

Ingredientes: 1 paquete de hojaldre refrigerado, 2 manzanas golden (de las amarillas, vamos), 1 bote de compota de manzana, 1 paquete de pasas, canela, azúcar y aceite de oliva.
.
Preparación: sacando previamente la bandeja del horno, porque vamos a montar sobre ella nuestro strudel, lo ponemos a calentar a 180 grados. Extendemos sobre la bandeja el hojaldre, tal como viene, con el papel que trae incluido. Pinchamos la masa con un palillo o un tenedor varias veces. Por otro lado, pelamos las manzanas y la troceamos en cuadraditos. En una sartén ponemos un poco de aceite de oliva rico y freímos la manzana hasta que se ablande un poco y coja color. Le escurrimos bien el aceite y la ponemos en un plato con papel absorbente. En un bol ponemos 4 cucharadas de compota de manzana, un puñado de pasas, espolvoreamos con canela en polvo y añadimos los trozos de manzana. Mezclamos bien y ponemos el preparado en el centro del hojaldre. Sólo queda cerrarlo juntando los cuatro extremos y haciendo una bolsa, amasando bien los bordes para que quede sellado. Lo espolvoreáis con azúcar por encima, se mete al horno y cuando veáis que el hojaldre está doradillo y guapo, es que está.

.
.
Publicar un comentario en la entrada
Related Posts with Thumbnails